Músculos de los labios y la boca

Son el grupo más numeroso y complejo, dado que además de participar en la mímica también juegan un papel en la fonación.

Músculo elevador superficial del ala de la nariz y el labio superior

Se trata de un músculo par, largo y delgado que toma inserción en el ángulo medial de la órbita, desde donde sus fibras discurren hacia abajo y hacia afuera. En su recorrido emite algunos fascículos musculares que se insertan en la parte lateral del ala de la nariz, siguiendo su recorrido para terminar en el área más superior y externa del labio superior.

Al contraerse eleva tanto el ala de la nariz como la comisura de la boca.

Elevador del labio superior

También en número par, el elevador del labio superior es un músculo delgado que se ubica por fuera y por detrás del precedente (elevador superficial del ala de la nariz y el labio superior).

Su inserción proximal es el borde inferior de la órbita, mientras la distal es el labio superior, el cual eleva cuando se contrae.

Músculo canino

Conocido también como elevador del ángulo de la boca, este pequeño músculo se inserta en la fosita canina del maxilar superior, extendiéndose hasta la piel de la comisura labial.

Al contraerse eleva el ángulo de la boca.

Músculo buccinador

Se trata de un músculo par ubicado entre el orbicular de los labios por delante y el masetero por detrás. Sus inserciones distales se encuentran en el borde alveolar de los maxilares tanto superior como inferior, mientras que sus inserciones distales están en el espesor de la mucosa bucal.

Al contraerse amplía el diámetro transversal de la boca. Se considera un músculo indispensable para poder silbar, dado que al contraerse permite expulsar el aire a presión a través de la boca.

Músculos cigomáticos mayor y menor

Se trata de un par de músculos acintados, paralelos (dos de cada lado de la cara), que discurren desde el pómulo hasta la comisura labial.

El músculo cigomático menor va por dentro y el mayor por fuera, siendo este un poco más prominente que el primero. Al contraerse los músculos cigomáticos, la comisura labial se eleva.

Músculo triangular de los labios

Conocido también como depresor del ángulo de la boca, en número par este músculo toma inserción proximal en los tegumentos adyacentes a las comisuras labiales, mientras la distal se encuentra en el maxilar inferior.